miércoles, diciembre 05, 2012

Dos tostadas

Se terminó.
Y la verdad, no recuerdo el momento... pero porque es como si nada hubiera cambiado, y eso es fatal.
Si dijera que lo veía venir, mentiría. Pero si dijera que no me lo esperaba, mentiría aún más.
Lo nuestro era precioso. Pero de esa belleza tan etérea que no se puede tocar. Como para quererlo retener...
Hubo un día en el que me quiso hacer de todo, y entre ese todo y nada terminamos casándonos en secreto. 
Así, como marido y mujer nos fué super normal acostarnos al amanecer. 
Con las luces apagadas y las ventanas abiertas. 
Mirándonos con esas pupilas tan inmensas que te hacen temblar en la oscuridad. 
Respirándonos el uno al otro. 
Jugando a que no hacíamos nada mientras nuestros cuerpos no paraban y nuestros ojos se lo comían todo.
Meciéndonos. Mordiéndonos. Agarrándonos. Arañándonos.
Sin ninguna maldad.
Como dos imanes de mil mimos y un  millón de besos. 
Por la cara, por la boca, por el ombligo, por la espalda, por las piernas, por el cuello...
No había criterio, ni falta que hacía.
Jugábamos sin reglas, porque esas están para romperlas, y nosotros éramos los mejores.
Íbamos a tientas, tocándonos todo, oliéndonos todo, aprendiéndonos de memoria... 
Como dos invidentes con memoria visual. 

Por dónde iba?
A si... ayer me hizo la comida.
La verdad, me gusta más cuando me hace las tostadas. Dos. Siempre dos. Y un zumo. Y un café. Y tantos besos... 
Y sin preguntar. 
Me pegaría toda la vida comiéndome su aire.
Dejándome querer para no pensar...

12 comentarios:

Arien Plutonidades dijo...

Hola guapa!
El texto como tu estilo, no deja indiferente :)
Me ha gustado, tan cargado de pasión y sentimiento.
Un besazo

TuAsesora.es dijo...

Que palabras más bonitas.

Audrey dijo...

Jo Dory que palabras tan bonitas!!
No se si me
Gusta pasarme por aquí si por la moda o por tu manera tan increíble de escribir:)!
Un beso enorme!!

Nursign dijo...

Sin palabras, de verdad, simplemente espectacular.

dory dijo...

Gracias. Sois geniales, de verdad :****

Regli dijo...

Palabras que casi se palpan

Diana y Julia (sommes démodé) dijo...

qué bonito, Dory:) tan bien escrito que no hace que eche de menos tus molones estilismos
muuua

SIMONA CHIC dijo...

Palabras que no sé pierden con el viento...muy sentidas y vividas!!Sin más que decir que, tus palabras llegaron perfectamente a tal punto que lograste que tus seguidores logren comprender ese AMOR,esa pasión,ese sentimiento,esa relación entre dos personas que sin darnos cuenta nos llevan hasta el cielo, creyendo que estamos soñando cuando en realidad ambos tenemos los pies sobre la tierra y a penas podemos entender que es la pura realidad y nuestra vida es un sueño realizado que se complementa cuando juntos estamos!Siempre se debe jugar por amor !
SALUDITOS :)

La cocina de Quincampoix dijo...

Cómo me gusta Dory, un montón!
Muy bonito, las palabras súper intensas, genial!

un bes!

Natalia L. dijo...

Me he emocionado, siempre disfruto tus escritos, pero esta vez he llorado, no se si es porque ultimamente en mi cabeza hay muchas cosas que no se como decir ni expresar, no se, pero he llorado...
Gracias, me siento mucho mejor...

Anita Patata Frita dijo...

Precioso.

J.M. Flearzey dijo...

Me ha gustado... y no he podido mas que compartirle...